Gatuno es un proyecto que aúna nuestras dos pasiones: el vino y los gatos. La etiqueta es una ilustración de nuestro gatito Pomelo realizada por la artista Rebeca Khamlichi (ser humano y gatuno excepcional) que ha donado el dinero de su trabajo íntegramente a la Asociación Protectora de gatos y perros Doganzo, con la que nosotros deseábamos colaborar.

Conocimos a Doganzo a través de su cuenta de Instagram. Descubrimos su trabajo, su esfuerzo y sus gatitos en adopción y en acogida y nos conquistaron.

Por eso, Gatuno es un vino solidario porque una parte de la venta de cada botella va destinada a Doganzo.

El vino Gatuno es un homenaje a todos los gatos y deseamos que tú al igual que nosotros contribuyas adar a los felinos que lo necesiten una vida mejor.

#amorgatuno